>> Ir al índice del boletín

 

1.2.2. Sismos sentidos con epicentro en la falla de Ticuantepe

Sismo del día 18 de Octubre y enjambre sísmico

 

Hernández, Z. Virginia Tenorio

 


Resumen

 

El día Domingo 18 de Octubre, a las 07:31 am hora local, se registró un sismo (magnitud 3.4) fuertemente sentido por toda la comunidad de Ticuantepe, la mayor parte de Managua y poblados vecinos; éste representó el inicio de un enjambre sísmico que duró 18 días, que incluye los primeros cuatro días de Noviembre. A las 08:20 am, se registró un segundo sismo cuya magnitud fue mayor al primero (4.0 Richter) y produjo alarma entre la población. La figura 6 es el sismograma del sismo mayor, observándose una serie de réplicas en menos de tres minutos. La actividad continuó con gran cantidad de microsismos para luego decaer rápidamente. Los epicentros se concentraron próximos al poblado de Ticuantepe a 14 Km al Suroeste de Managua y borde occidental de la caldera de Masaya (Figura 7).

 

Se contabilizaron un total de 390 microsismos durante el período del 17 al 31 de Octubre, de los cuales fue posible localizar 118 con magnitud mayor que 1.9. Las primeras 36 horas de este enjambre fueron las más críticas, representando el 90% del total de eventos localizados (Figura 8) y despertando alarma entre la población cercana al área epicentral.

 

Los sismos de este enjambre se caracterizaron por ser de baja magnitud, menor a los 4.0 grados en la escala Richter y profundidades menores a 15 Km, aunque se aprecia que más del 65% de los eventos localizados fueron menores a 8 Km de profundidad. (Figura 9). Esta actividad estuvo relacionada a movimientos en la falla Ticuantepe.

 

En el año 1984 un enjambre sísmico similar se presentó entre los meses de Agosto y Septiembre, aunque en esa ocasión el evento de mayor magnitud resultó ser mayor (4.7). Al igual que ahora, en ese año se produjeron rupturas superficiales del suelo con rumbo NE observables por varios kilómetros, fotografías tomadas horas después del sismo de mayor magnitud muestra la dirección de rupturas del suelo, así como daños a la infraestructura e incluso colapso de paredes, cabe señalar que el tipo de construcción en esta zona es de baja calidad estructural.

 

 

 

 

Figura 6. Sismograma del sismo localizado en la falla de Ticuantepe